El desarrollo de Gámbara se sustenta en las ganas de su gente

Redacción Contextos, noviembre 9, 2017

*El jefe de tenencia, Rafael Morales, presenta diversas obras que le cambian el rostro a esta comunidad.

Rafael Morales en la calle Teódulo Vargas de Gámbara.

Gámbara, municipio de Múgica, Mich.- El jefe de tenencia de esta comunidad, el licenciado Rafael Morales González, quien asumió el cargo en diciembre del 2015, ha realizado una serie de trabajos que involucran una mezcla de recursos propios, del diputado local, Raymundo Arreola Ortega, de los productores de limón, migrantes, así como de la sociedad civil de esta población.
Enfrascado en darle desarrollo a una de las zonas más marginadas de la entidad, Morales González durante casi dos años ha realizado un extenuante trabajo de gestión, el cual le ha permitido construir diversos puentes, pasos de vía, mejoras al panteón local, labores de bacheo, entre otros aspectos más, los cuales van encaminados a mejorar el nivel de vida de los habitantes de la tenencia más grande y poblada del municipio de Múgica.

Rafael Morales con los baños del panteón al fondo.

Durante un recorrido por esta comunidad, Morales González le explica a Contextos sobre la construcción de los baños del panteón de la localidad, donde se realizó una inversión de 28 mil pesos, de los cuales 7 mil fueron aportados por el diputado Arreola Ortega, mil pesos por las señoras que están dentro del Programa Prospera “y le resto fue aportación mía”, dice el entrevistado, quien a sus espaldas tiene esta construcción que fue solicitada a gobiernos locales pero que nunca se concretizó.
Otra obra que el jefe de tenencia realizó en el mismo panteón de Gámbara fue la barda perimetral en su lado norte, la cual tiene 30 metros de longitud por un metro de alto, en donde se invirtieron recursos provenientes de los migrantes que viven en los Estados Unidos, así como mano de obra local, quienes en conjunto buscaron que con estas dos obras se mejorara el servicio en el camposanto, ya que desde siempre este lugar careció de sanitarios y de una barda que delimitara la calle con el espacio que ocupan los difuntos.
En la calle Teódulo Vargas, el jefe de tenencia mostró la construcción de un puente vehicular y peatonal, en donde para su construcción se invirtieron 47 mil pesos, de los cuales 30 mil fueron aportados por los productores de limón de esta localidad, así como gente interesada en el desarrollo y crecimiento de Gámbara, en tanto que los restantes 17 mil pesos fueron aportación de Rafael Morales.
Este puente tiene 8 metros de ancho, a diferencia del paso de 4 metros que existía anteriormente, y cuenta además con rampas, castillo, lámparas y con su construcción se beneficia toda la comunidad.
Tambien en la calle Jaime Torres Bodet se reconstruyó el puente con el apoyo de los productores de limón, “quienes aportaron 2 mil pesos, en tanto que el resto fue aportado por el jefe de tenencia”, dijo Morales González, quien abundó que anteriormente en este lugar al pasar los camiones y carros pequeños se empuentaban, dadas las malas condiciones en que estaba ese paso vehicular, el cual ahora quedó en óptimas condiciones.
En la calle Libertad se construyó otro puente, con un costo de 32 mil pesos, donde la comunidad realizó una aportación de 9 mil pesos, en tanto que el resto fueron recursos propios del jefe de tenencia, quien señala que “con mucho empeño y determinación se trabaja, porque sólo así vamos a cambiar nuestra comunidad y sólo de esta manera se mejorarán los servicios que requiere la gente”.
Otra de las obras en las que trabajó de manera constante Rafael Morales es en la construcción de un pase de vía, el cual se realizó para darle paso vechicular sobre la vía del tren a los cientos de habitantes de la colonia El Cerrito, quienes diariamente tenían problemas para transitar a sus trabajos o a sus hogares, ya que tenían que atravesar las vías del tren, donde en muchas ocasiones quedaban empuentados sus autos.
El jefe de tenencia dijo que para lograr colocar material sobre los durmientes tuvieron que parar el tren que diariamente circula por la zona, lo cual se hizo luego de que el ferrocarril arrollara a un vehículo con sus ocupantes dentro, pero que para fortuna no pasaron desgracias fatales qué lamentar.
A estas obras se agregan trabajos de bacheo y electrificación, entre muchos más, los cuales han sido obra del trabajo de este jefe de tenencia que en diciembre próximo habrá de completar dos años en el cargo.
“Queda mucho por hacer. Seguiremos trayendo los mayores beneficios que podamos para la población. Faltan muchas cosas, como pavimentacion de calles, empedrados, drenajes; seguiremos luchando; día con día seguiremos gestionando ante el municipio y nuestros diputados, que es obligación de ellos como gestores de nuestro distritio, para que la comunidad crezca, para que la soiedad pueda tener mejores condiciones de vida, para que haya calles dignas y para madres de familia trabajadoras tengan un mejor porvenir, es decir, para que la comunidad tenga mejores condiones de vida hasta que nuestro cargo se termine”, finaliza.

Comentarios

Comentarios

, ,

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

abraham

abraham